Sistemas Interconectados

A partir del 2007 la legislación mexicana permite a cualquier usuario residencial o comercial del sistema eléctrico nacional el generar su propia electricidad, mediante el uso de sistemas solares, interconectándose a la misma red eléctrica para intercambiar energía con ella, con lo cual se abre la posibilidad a cualquier ciudadano de contribuir con su generación, desde una fracción hasta la totalidad de su consumo eléctrico, pagando a la compañía eléctrica únicamente la porción de energía no generada por el Sol.

De igual manera es posible aprovechar el incentivo fiscal de la Ley del Impuesto Sobre la Renta (ISR) en su artículo 34 fracción XIII, la cual nos indica que las inversiones en tecnologías para generación de energía eléctrica renovable son 100% deducibles desde el primer año.

Generación Distribuida

Debido a su ubicación geográfica, México tiene en promedio una irradiación diaria de 5 kWh/m2, lo que permite aprovechar la energía solar para la generación de energía eléctrica. Los sistemas fotovoltaicos (SFV) se integran principalmente por paneles fotovoltaicos que transforman la energía solar en energía eléctrica de corriente continua, que por medio de un inversor, es convertida en corriente alterna y sincronizada a la frecuencia de la red eléctrica la Comisión Federal de Electricidad (CFE).

Genera tu propia energía

¡Nosotros te asesoramos!